acúfenos y presión alta

Si padeces acúfenos, controla tu presión sanguínea

Acúfenos y salud

Controlar la presión sanguínea es una de las recomendaciones para acúfenos, esenciales para evitar que esta dolencia se agrave. Según algunas estimaciones, un 8% de la población española padece estos molestos pitidos en los oídos. Esto supone una cifra aproximada de 3,5 millones de personas afectadas en la actualidad.

Los afectados saben que los acúfenos y su estado de salud tienen una estrecha relación. Actualmente, existe una alternativa terapéutica que da solución a este fenómeno auditivo. Se trata de la terapia de electroestimulación.

Padecer de acúfenos implica una serie de repercusiones que afectan negativamente a nuestro bienestar físico y psicológico. El estrés, los trastornos del sueño o la depresión son algunos ejemplos. Además, los acúfenos, pueden ser una señal de alarma de la existencia de otros problemas de salud. Por eso, conocer nuestro estado de salud, por medio de reconocimientos médicos regulares, es una de las herramientas de las que disponemos para luchar contra ellos.

Identificar la presión alta

Nuestro nivel de presión en sangre es una de las variables sobre las que podemos actuar. Manteniéndola en cotas adecuadas, nos sentiremos bien y mitigaremos esos zumbidos constantes, que no nos permiten concentrar ni conciliar el sueño.

VUELVE A DISFRUTAR DEL SILENCIO

Pedir cita

Reconocer los síntomas de la hipertensión puede convertirse en una tarea ardua. Cuando los niveles de colesterol en sangre aumentan, reducen el espacio disponible para el flujo sanguíneo en las venas y arterias, lo que disminuye la llegada de sangre a los órganos.

En estos casos, un claro síntoma puede ser los zumbidos o pitidos en los oídos, y en situaciones extremas, la hipertensión puede derivar en daños graves a órganos como el corazón, el cerebro o los riñones. Entre los síntomas de la presión alta encontramos:

  • Dolor en el pecho.
  • Náuseas.
  • Dolor de cabeza.
  • Vómitos.
  • Sangrado de nariz.
  • Cara enrojecida.

Aunque presentar alguno de estos síntomas no necesariamente significa tener la tensión alta, es importante acudir al médico en caso de duda.

Acúfenos y presión alta

Pese a que la hipertensión arterial suele darse en la edad avanzada, actualmente no resulta extraño encontrar casos en personas jóvenes. Por eso, es aconsejable cuidarse, controlar el nivel de estrés, el colesterol, comer de forma saludable y consultar con un especialista de inmediato si aparecen ruidos o zumbidos en el oído que persisten durante más de un día.

Aunque la hipertensión no es la principal causa de los acúfenos, sí que tienen repercusión en ellos, aumentando su intensidad o el malestar generalizado. Por eso, ante cualquier indicio, sufras o no acúfenos, lo recomendable es visitar a un especialista y que determine si hay necesidad de controlar la presión mediante medicación o simplemente con algunos cambios en tus hábitos de vida.

Cómo mantener controlada la presión alta. Recomendaciones

Mantener la presión controlada es necesario para gozar de una buena calidad de vida. La presión alta puede venir derivada de una dieta con exceso de sal, estrés, ingesta de alcohol o exceso de café, tabaco o problemas derivados del proceso de envejecimiento.

Estos factores pueden contribuir a la aparición de tinnitus. De tal forma, que resulta imprescindible mantener un control de la presión arterial para evitar su aparición o empeoramiento.

Algunas recomendaciones para conseguir dicho control son:

¿CONOCES LA TERAPIA OTOTECH?

Dr. Martinez-Monche

El Dr. Martínez-Monche, fundador de Ototech, es licenciado en Medicina y especialista en Otorrinolaringología por la Universidad de Padua, Italia. Su trayectoria profesional está marcada por la innovación y la aplicación de las técnicas más revolucionarias en el tratamiento de los problemas auditivos como la hipoacusia y los acúfenos.

Latest posts by Dr. Martinez-Monche (see all)